es

Racionalizando el proceso de delegación de los nuevos gTLD

18 de junio de 2013
Por Elise Gerich

A medida que nos acercamos al lanzamiento de los nuevos dominios genéricos de alto nivel, el foco ha pasado del proceso a la manera en que los gTLDs aprobados son activados en el sistema de nombres de dominio.

La activación de un dominio de alto nivel implica cambios en la zona raíz del DNS; ese proceso se conoce como “delegación”. El proceso de delegación es administrado por la Autoridad de Números Asignados en Internet (IANA) de la ICANN.

Todo el proceso de la administración de la zona raíz es compartido entre la ICANN, la Autoridad Nacional de Telecomunicaciones e Información (NTIA) y Verisign. Cada uno de nosotros desempeña un rol único en el procesamiento de dichas solicitudes.

Con el transcurso del tiempo, hemos evolucionado este proceso para brindar un mejor servicio a los administradores de dominios de alto nivel y a la comunidad en general. El paso más notable que hemos dado en pos de mejorar y optimizar el procesamiento de las solicitudes fue implementar nuevos sistemas de automatización de flujo de trabajo en 2011.  Estos sistemas mejoran la exactitud y los plazos del procesamiento al automatizar muchos aspectos del procesamiento de solicitudes de cambio que anteriormente se efectuaban en forma manual.

Consciente de que el programa de nuevos gTLD introduce un gran número de nuevos TLDs, la ICANN, Verisign y la NTIA colaboraron en pos de mejorar nuestros sistemas para optimizar el proceso de delegación de nuevos gTLD en la mejor manera posible. Nuestra meta fue lograr un proceso de delegación lo más ágil y simple posible, a la vez que se efectúan las verificaciones y los controles esperados como parte de la función de la administración de la zona raíz. Hemos realizado esto al basarnos en el sistema que ya teníamos implementado, agregándole funcionalidades específicas para la creación de una gran cantidad de nuevos dominios de alto nivel.

Luego de una etapa de desarrollo y evaluación, nos complace informar que estas mejoras se activaron en línea el 1 de mayo de 2013, tal como se había programado.

Una vez que finalicen exitosamente el proceso de nuevos gTLD, los solicitantes recibirán una credencial de seguridad (token) que les permitirá comenzar el proceso de delegación mediante el sistema de automatización del flujo de trabajo en la zona raíz. Durante el procesamiento de su solicitud, los solicitantes pueden iniciar sesión en el sistema en cualquier momento para obtener retroalimentación en tiempo real sobre el estado de su solicitud.

La implementación del proceso racionalizado de delegación de nuevos gTLDs el 1 de mayo es uno de los pasos que dio la ICANN, junto con nuestros socios en la administración de la zona raíz, Verisign y la NTIA, en pos de asegurar la disponibilidad para administrar la introducción de nuevos gTLDs en la zona raíz del DNS.

Authors

Elise Gerich