es

Transición de la custodia de la IANA y mejora de la responsabilidad de la ICANN: ¿Por qué es importante para África?

22 de mayo de 2015
Por Sagbo Pierre DandjinouSagbo Pierre Dandjinou

Además de estar disponible en los seis idiomas de las Naciones Unidas, este contenido también está disponible en

null

IMPLEMENTANDO EL MES DE LA IANA EN TODA ÁFRICA

 

En una conversación reciente con un diplomático africano acreditado ante la ONU (Organización de las Naciones Unidas) en Nueva York, él me realizó esta pregunta: "¿Por qué el tema de la custodia de la IANA (Autoridad de Números Asignados en Internet) tiene alguna importancia para África?"

Esto dio origen a nuestro lanzamiento del mes especial de África, desde abril hasta este mes, sobre el resurgimiento de la Transición de la custodia de la IANA y la Mejora de la responsabilidad de la ICANN (Corporación para la Asignación de Nombres y Números en Internet). Durante estos dos meses organizamos sesiones, seminarios y teleconferencias de entre 1 y 2 horas, así como reuniones presenciales en varios países de África, lideradas por dirigentes de la comunidad local y partes interesadas en el ecosistema de Internet a nivel nacional. La intención fue generar un reconocimiento más tangible de la transición y recabar las perspectivas de los distintos países respecto a los procesos, en un comunicado oficial.

Ha pasado más de un año desde el anuncio de la NTIA (Administración Nacional de Telecomunicaciones e Información de los Estados Unidos) que instruyó a la ICANN convocar un debate inclusivo a nivel mundial, a fin de determinar un proceso para la transición de la custodia de las funciones de la IANA hacia la comunidad multisectorial global. De hecho, desde ese anuncio, la comunidad mundial ha trabajado incansablemente y con gran capacidad de resiliencia y determinación, lo cual ha resultado en dos procesos paralelos, a saber:

  • Transición de la custodia de las funciones de la IANA: Este proceso se centra en la presentación de una propuesta para la transición de la custodia de las funciones de la IANA a la comunidad de múltiples partes interesadas.
  • Mejoras en la responsabilidad de la ICANN: Este proceso se centra en garantizar la continuidad de la responsabilidad de la ICANN ante la ausencia de su relación contractual histórica con el gobierno de los Estados Unidos.

Nuestro equipo en África desarrolló una estrategia de comunicación mediante la cual se utilizaron listas de discusión africanas, a fin de buscar el interés y la disposición para organizar consultas a nivel nacional, que presenten estos procesos y busquen formas de participación. Un total de 14 países acordaron tomar parte en esa experiencia de un mes. Mientras nos dirigimos ahora hacia el final de la experiencia, surgen algunas lecciones y observaciones.

  1. En la mayoría de los países visitados se observó un verdadero enfoque multisectorial. Por ejemplo, en Ghana, el Ministerio de TIC (Tecnologías de la Información y la Comunicación) resultó clave en la preparación, con el apoyo de otras entidades, tal como la Delegación de la ISOC (Sociedad de Internet), la NTIA, el AITI (Instituto de Tecnología Informática Avanzada)... por nombrar algunos. En Burkina Faso el Ministerio a cargo de la economía digital y los servicios postales encabezó el movimiento, con la presencia del Primer Ministro y de ministros importantes, así como de diferentes organismos y partes interesadas procedentes de movimientos empresariales, académicos y de la sociedad civil. En Túnez y Uganda, la consulta nacional también fue bendecida con la asistencia de ministros y decisores importantes.
  2. Organizaciones de Apoyo (SOs) y Comités Asesores (ACs) de la ICANN: el beneficio de llegar a —y confiar en— personas que ya están participando en los diálogos.
  3. La importancia de los seminarios web y las conferencias en línea: El apoyo prestado por el personal de la ICANN para que esto suceda, abrió la oportunidad para que importantes presentadores ―ya sea miembros del ICG (Grupo de Coordinación de la Transición de la Custodia de las Funciones de la IANA), CWG (Grupo de Trabajo Intercomunitario) o el personal de la ICANN― participen en nuestras reuniones y brinden importantes conocimientos y actualizaciones para las comunidades de África. Así como que indiquen fuentes para una posterior evaluación y realicen contribuciones para borradores y documentos publicados.
  4. Se conformaron grupos de voluntarios para condensar los borradores en beneficio de todo el país. Mientras que la mayoría de los participantes en estas consultas nacionales aplaudieron la iniciativa, también se consideró que ahora puede ser difícil para algunos ponerse al día con las partes interesadas globales que iniciaron hace unos meses, y también se encontró a la lectura de los documentos generados como una tarea inmensa y desalentadora.
  5. Cada país desarrolló declaraciones únicas para sí, sobre la base de su absorción de los procesos vigentes. Por ejemplo, Ghana está por una Internet abierta y segura. El Ministro insistió en su intención/voluntad de fortalecer el proceso de múltiples partes interesadas. Tal como él mismo lo expresó: "Estoy feliz de señalar el nivel de organización de múltiples partes interesadas que ha sido empleado por la ICANN y sus instituciones técnicas, ampliando las deliberaciones para reflejar las funciones de apoyo y responsabilidades de los gobiernos". En Burkina Faso, los participantes acordaron una declaración dirigida a la ICANN que encapsula la mayoría de sus recomendaciones.
  6. Propuesta para la transición de la custodia de la IANA: En la mayoría de los lugares, los participantes insistieron en que la propuesta presentada a la NTIA debe tratar de ser neutral e integradora de todas las sensibilidades y culturas.
  7. Preguntas recurrentes durante las consultas nacionales: Será la propuesta esperada aceptada por la NTIA, qué ocurre si el contrato de la ICANN no fuese renovado; cómo se puede garantizar la voz de los gobiernos; podría esta propuesta tener un impacto en la selección de los miembros de la Junta Directiva que ahora podría considerarse un numerus clausus para los gobiernos.

Y volviendo a la pregunta de nuestro diplomático africano, se podría decir que las discusiones acaloradas, la voluntad de entender el proceso continuo y las representaciones diversificadas en la consulta nacional, todo se traduce en un interés alto y claro de África en el proceso.

Tal como lo expresase uno de los participantes: 'África no inventó Internet; hasta ahora, no ha contribuido plenamente a su industria y negocios; ahora no debería dejar pasar esta oportunidad para contribuir a la gobernanza de Internet!'

Authors

Sagbo Pierre Dandjinou

Sagbo Pierre Dandjinou

VP, Stakeholder Engagement - Africa
Read biographyRead biography