Skip to main content

El equilibrio frente al trabajo por hacer

No es la primera vez que escribo sobre el tema del equilibrio. Anteriormente, lo hice en el contexto de la búsqueda del equilibrio a lograr entre el trabajo, la vida y la necesidad de bajar un poco el ritmo para dar lugar a la reflexión.

Hoy, me encuentro escribiendo una vez más sobre equilibrio, aunque esta vez desde una perspectiva algo distinta. Lo que me ocupa hoy es la importancia del equilibrio en cuanto al trabajo que tiene por delante la comunidad de la ICANN en tres esferas distintas: seguir fortaleciendo las operaciones de la ICANN, la globalización de la ICANN, y nuestra contribución a la gobernanza global de Internet.

En la Reunión Pública N.o 49 de la ICANN, que se llevará a cabo en Singapur, la comunidad de la ICANN podrá aplicarse intensamente a a) asimilar e implementar los aspectos funcionales de las recomendaciones del Segundo Equipo de Revisión sobre Responsabilidad y Transparencia (ATRT2), b) discutir las iniciativas para globalizar la ICANN, c) finalizar el presupuesto y el plan operativo para el año fiscal 2015, y d) aportar ideas sobre el plan estratégico para 2020 (ahora que los cuatro paneles estratégicos han completado su trabajo).

Es un momento de actividad intensa, que nos encuentra en plena búsqueda de un equilibrio entre la visión a futuro de largo plazo para la ICANN y la asignación de los recursos que exigen nuestros objetivos de corto plazo. Actualmente, por ejemplo, la organización de tres reuniones públicas por año demanda una gran cantidad de tiempo, recursos y energía invertidos en cada detalle. Pero esos esfuerzos concretos diarios se equilibran con los de proyección a futuro, como es el caso del Grupo de Trabajo para la Estrategia de Reuniones: un grupo de voluntarios de la comunidad que pasó todo el último año tratando de definir la estructura general de nuestras próximas reuniones.

Nuestra transición, de ser una pequeña organización sin fines de lucro a una organización global, nos ha ocasionado muchos cambios y problemas de crecimiento. Y aún no hemos terminado. El drástico aumento del tamaño y la huella global de la ICANN que se registró el año pasado nos ha obligado a adoptar nuevos sistemas y procesos que agregan complejidad a la organización. También hemos tenido que cambiar la forma tradicional en que veníamos haciendo ciertas cosas. El cambio es una constante en Internet, y esto se traslada a su gobernanza. La misma ICANN fue diseñada para evolucionar, y nuestra evolución es señal de que el ecosistema de gobernanza de Internet está madurando.

Pero esta evolución no puede ocurrir sin la participación de todos ustedes. El personal de la ICANN no es el responsable exclusivo del presupuesto, ni del planeamiento estratégico y operativo de la organización. Nuestras partes interesadas representan una guía crítica en estas tareas. Es por eso que el desarrollo de nuestros planes operativos y presupuestarios se lleva a cabo en forma abierta, con múltiples oportunidades para la participación comunitaria. En este momento hay varios periodos de comentarios públicos en curso sobre estas mismas cuestiones.

Algunos de ustedes me han comentado el esfuerzo que les significa encontrar el equilibrio justo entre el trabajo, la vida personal y los compromisos espirituales y cívicos, además del servicio a la ICANN. Lo entiendo perfectamente. Sin embargo, nunca antes ha sido tan importante como ahora que hagan oír sus voces sobre los asuntos que más les importan, ya sea que estén relacionados con el presupuesto y el plan a cinco años, la globalización de la ICANN, o el proceso del ATRT2. Compartan lo que han aprendido de sus experiencias pasadas. Compartan su opinión sobre las cosas que están funcionando hoy y las que no. Y, especialmente, compartan su visión del futuro. Este es el momento de hacerlo.

Comments

    Domain Name System
    Internationalized Domain Name ,IDN,"IDNs are domain names that include characters used in the local representation of languages that are not written with the twenty-six letters of the basic Latin alphabet ""a-z"". An IDN can contain Latin letters with diacritical marks, as required by many European languages, or may consist of characters from non-Latin scripts such as Arabic or Chinese. Many languages also use other types of digits than the European ""0-9"". The basic Latin alphabet together with the European-Arabic digits are, for the purpose of domain names, termed ""ASCII characters"" (ASCII = American Standard Code for Information Interchange). These are also included in the broader range of ""Unicode characters"" that provides the basis for IDNs. The ""hostname rule"" requires that all domain names of the type under consideration here are stored in the DNS using only the ASCII characters listed above, with the one further addition of the hyphen ""-"". The Unicode form of an IDN therefore requires special encoding before it is entered into the DNS. The following terminology is used when distinguishing between these forms: A domain name consists of a series of ""labels"" (separated by ""dots""). The ASCII form of an IDN label is termed an ""A-label"". All operations defined in the DNS protocol use A-labels exclusively. The Unicode form, which a user expects to be displayed, is termed a ""U-label"". The difference may be illustrated with the Hindi word for ""test"" — परीका — appearing here as a U-label would (in the Devanagari script). A special form of ""ASCII compatible encoding"" (abbreviated ACE) is applied to this to produce the corresponding A-label: xn--11b5bs1di. A domain name that only includes ASCII letters, digits, and hyphens is termed an ""LDH label"". Although the definitions of A-labels and LDH-labels overlap, a name consisting exclusively of LDH labels, such as""icann.org"" is not an IDN."